Todos las personas/alumnos quieren aprender. Lo que no saben es que hay diferentes formas de hacerlo.(I parte)

Resumen (1 parte de la entrevista publicada en El aula de Papel Oxford )
todos los alumnos quieren aprender, pero no todos saben cómo.
Todos quieren aprender, pero no todos saben cómo
¿Cómo defines el Coaching Educativo? ¿En qué consiste?
El Coaching es un método de aprendizaje que se produce por la reflexión de las preguntas que realiza el coach a quien desee conseguir un objetivo y por sí mismo no lo alcanza. El Coaching Educativo es el conjunto de las herramientas que se facilitan para adquirir habilidades y competencias en el aprendizaje en los Centros Educativos, tanto a profesores, tutores, dirección, alumnos y padres.
A través del Coaching, cambiamos el punto de observación que tenemos, mejoramos las relaciones, intensificamos las fortalezas de cada uno, respetando y valorando las particularidades del alumno (de la persona) y fomentamos la autoestima, con el único fin de que los alumnos den lo mejor de sí mismo y sepan orientarse hacia la excelencia, entendiendo que la excelencia es dar lo mejor de uno mismo, sin comparaciones ni competiciones.
¿Qué te llevó a especializarte en coaching educativo?
Cuando me formaba como Coach, pensé que si desde el colegio, cuando somos pequeñitos, nos ofrecieran estas herramientas, si los profesores tuvieran estas competencias de Coaching, los alumnos serían mejores y los resultados serían los soñados por todos (profesores, alumnos y padres). Sin embargo, la educación de mi época estaba más pendiente de las modelos educativos que de los alumnos. No se ocupaban de las personas, sino de las normas y los resultados finales. Sirva como ejemplo la experiencia que me contó un profesor retirado. Con ella se puede apreciar cómo va cambiando la educación. Afortunadamente poco a poco se van incluyendo las competencias de Coaching en los doctorados y másteres.
El coaching educativo tiene como objetivo motivar a los alumnos, pero no es una tarea sencilla…
El Coaching consiste en que las personas seamos capaces de conseguir nuestros sueños. El Coaching aplicado en la educación y en quienes son los responsables de ella entrena a las personas en habilidades de comunicación, respeta a las personas como seres legítimos únicos dando valor a su personalidad, potencia el respeto hacia uno mismo y su prójimo, enseña a realizar juicios basados únicamente en hechos, impulsa el autoconocimiento, la automotivación y crea nuevas posibilidades. Con todo ello conseguimos que los alumnos tengan más confianza en ellos mismos, estén motivados y sigan luchando y avanzando para alcanzar sus sueños y metas. Conseguimos alumnos, profesores y padres más felices.
En algunos centros, el alumno desmotivado o sin inquietudes es apartado, incluso se le muestra a los demás como un ejemplo de lo que no se debe hacer. Esto provoca que el alumno crítico se vaya poco a poco metiendo en su concha sin luchar por dar lo máximo de sí y repitiéndose, una y otra vez, una creencia limitante que le impedirá salir adelante. Y es que a nadie le gusta que le recriminen o le regañen públicamente. Nos gusta que nos escuchen, que nos ayuden, que nos pongan de ejemplo de superación, de esfuerzo… Recomiendo leer el cuento “Cartas de Teddy” para comprender mejor este concepto.
¿Cuál es tu consejo en este sentido?
Mi consejo es que los que tenemos la responsabilidad de educar, facilitemos a todos los alumnos, a todas las personas, las herramientas necesarias para creer en sí mismos. Que les facilitemos confianza y creencias poderosas para que crezcan como personas, para que se desarrollen y elijan el tipo de vida que quieren vivir.
¿A qué herramientas te refieres?
En los centros educativos no solo aprendemos el contenido de las asignaturas, también aprendemos a respetarnos y respetar a los demás, a mirar a las personas como seres únicos, a relacionarnos con los demás, a escuchar, a motivarse, a ver el fracaso como una oportunidad y no un estancamiento, a distinguir las creencias potenciadoras, de las creencias limitantes, a saber qué nos falta para llegar a nuestros objetivos o simplemente saber dónde queremos llegar.
Los responsables de la educación, además de transmitir el contenido de las asignaturas, somos los guías de los alumnos en el crecimiento como personas. Les ayudamos a tener competencias de autoestima, motivación, interés y saberse relacionar en la sociedad. Les ayudaremos a conseguir sus sueños, su felicidad.

Continuará .. (puedes ver la I parte en http://www.coachingparaempezar.es/2016/09/ii-partetodos-los-alumnos-quieren.html)